La vuelta de LSO a la lucha de audiencias

Menuda flipada llamar «lucha de audiencias» a algo que ven 1.000 personas en sus mejores momentos. Hay salas de cine más grandes. Pero eso no es lo importante, lo que hace saltar a los monitos de sus asientos es la vuelta a la emisión con el episodio 7: el casting. Capítulo lleno de cameos de los «monito classic«, como si volviésemos con una especie de revival, que tiene que prepararnos para que rodemos el corto de este año.

Para mí, lo más importante de este episodio es que va a meter a unos cuantos monitos más en imdb, y eso ya mola bastante. 1 de Diciembre. Estad atentos, movedlo, comentadlo… será épico. Van a ser unas navidades rellenitas de alegrías.

MONKEY IS BACK

Aquí vuelvo. Me había ido a tumblr, que es muy completo, pero es como tirar las palabras al vacío. Las recogen como si fueran datos muertos, no te dejan colocarlas ni ponerlas bonitas. Vamos, que vuelvo aquí, a lo de escribir. Esto es más agradecido para todos. Con fondo blanco para no romperse los ojos. Todo muy suave, muy bien.
Y pongo una foto de un mono, como si fueran los 80’s. Pósters de monos en posiciones graciosas tirando del papel higiénico, niños vestidos de personas mayores con gafas de sol y ropa vaquera… ¿Qué coño era eso? Era todo como muy relacionado con el heavy. Yo no entendía nada. Y ahora sigo sin entenderlo, lo recuerdo como si me lo hubiese inventado. La gente se compraba posters de monos, joder. Y voy yo y pongo un mono en una máquina de escribir, que es de humanos, y eso es gracioso.
Bueno, monitos. Este blog, que aún no sé de qué va, ha vuelto.

Pasos para detener el tiempo

Una nueva etapa.

Un par de tintos de verano antes de la primera cerveza.

Mantener la cordura.

Un diario en el blog.

A nadie le interesa.

A mí tampoco, no pienso leerlo.

La meta es escribir todos los días. Si no sales de casa, poco vas a escribir porque no vives, no hay nada. Esto es el mínimo tecleo diario para no perder las formas en caso de que viva en completa reclusión.

Al parecer es muy complicado irse de una empresa y que te den un cheque. Es mucho más complicado cobrarlo. Por eso los millonarios pagan con Visa. Lo que el cajero les puede proporcionar no les satisface. No les llega para comprar un bolso. A mí me sobra. Mañana tengo que volver a ese maldito banco, volver a hacer el camino que he hecho estos tres últimos años al ir a trabajar. Repetirlo como un gilipollas, como un loco que no acepta que ya no pinta nada allí. Una y otra vez. Y te encuentras a alguien por el camino y te preguntra a dónde vas. Se lo cuentas pero no te cree, no cree que tengas que ir varios días después al banco de nuevo. Es bastante más probable que seas un loco, que vayas y te sientes en tu mesa sin decir nada a nadie. Eso cree ese cabrón engreído.

Y aún no me he acercado al Inem.

Pasos para detener el tiempo – 2

Es imposible acostumbrarse en dos días a cambiar de vida aunque sea a mejor.

Cambiar hábitos. Ir a correr sin lentillas. Esquivar viejas que caminan despacio y que según tu punto de vista podrían ser árboles. Hacer fiestas. Goku. Emborracharse. Oliver y Benji. Sufrir las pésimas consecuencias de mezclar alcohol y alergia. Ojos reventados y llorosos. ¿Estás bien? Es la puta alergia, joder.

Cuando acabas todo sigue ahí. Y entonces te sientas y escribes cualquier cosa en el blog. 10 minutos salvados. Ahora sigue buscando. Sigue pensando en tus cortos, tus historias, tus pelis. Mucho esfuerzo para rellenar diez minutos. Hay 1440 cada día y yo no duermo demasiado.

¿Por qué coño existe la alergia? ¿A qué tanto odio?

Pasos para detener el tiempo – 3

Ahora que tienes tiempo eres nuestro. No puedes negarte a nuestros propósitos. Tenemos planes para tí. Ofertas que no podrás rechazar. No te queda otra.

Si eso luego te digo, que estoy liao.

Necesitamos Energía

Cuando llevas tanto tiempo sumergido en algo, sólo te vienen ganas de acabar, de terminar, de dejarlo todo. Y es inevitable que ocurra, pero hay que saber distinguirlo y no empezar a caer en las prisas, en el todo vale y esa clase de infiernos mentales por los que se pasa en rodaje.

Es como un síndrome del marine cinematográfico, la locura mental que te aplasta y te hace creer que todo es una mierda, que da igual, que no merece la pena tanto esfuerzo… Ese síndrome te mata en rodaje porque luego cada segundo de sangre fría que tuviste se nota en el producto final, y aunque lo sabes, decides olvidarlo. Tu cerebro decide olvidarlo.

Llega la recta final de LSO. Hemos llegado a la cima y ahora tenemos que tirarnos cuesta abajo con todo lo que hemos subido.

Sangre fría. Sangre fría. Sangre fría.

En breve dejo de escribir aquí y lo concentro todo en Tumblr, que es más cómodo y ya tengo demasiados frentes abiertos para el poco contenido que meto. Por cierto, lo recomiendo como página, porque es muy completo (Puedes linkarlo a twitter, facebook, vimeo…. etcés! y así te puedes suscribir a Monito.)

Las Apariencias no engañan

Ayer martes se estrenó en el Círculo el tercer cortometraje de Marco Denaro, Las Apariencias no Engañan, producido por Morsa y Centauro Films. En un estreno marcado por el lleno absoluto y la falta de entradas, el corto de Marco destacó entre los demás por NO-SER un corto amateur y por tratar de divertirnos.

Ahora mismo en España hay una media de nivel mínimo en casi cualquier cortometraje que me hizo dudar de dónde me encontraba… no estaba muy seguro si habíamos viajado diez años al pasado.

Da la sensación al ver este tipo de cortos que a nadie le interesa el cine como entretenimiento. Da la sensación de que estos «Nuevos Realizadores» quieren dejarnos claro que tienen una vida íntima muy interesante por encima de todo. Por encima del guión, del montaje, de la fotografía… pero sobre todo, de la historia que cuentan.

Y para terminar una cosa que me hizo mucha ilusión. El mejor elogio para un montador. Un señor del público preguntó a Marco si el corto estaba rodado con varias cámaras porque le alucinaba que los planos estuviesen así de bien puestos sin haberlo rodado todo a la vez. Otra prueba más del nivel de montaje (Y de guión) que había en los otros cortos… Que eran largos, largos… muy largos.

La Serie Online avanza

Y por fin llega su primer vídeo. Sólo un pequeño avance, un tocar balón, un mojarse los labios, ya que no tiene nada que ver con lo que será la serie salvo en una cosa. La decadencia.

¡Feliz año a todos los monitos!